Logo preload
Menú
Ir arriba

Gracias al estímulo COVID, los empresarios no pueden encontrar trabajadores en EEUU



El gobernador de Montana, Greg Gianforte, está harto de los proyectos de ley de alivio del presidente Joe Biden. En lugar de pagar a la gente para que siga en el paro, les da una bonificación a trabajadores por encontrar trabajo.

Después de eliminar lo que llamó «mandatos gubernamentales poco prácticos» impuestos por el exgobernador Steve Bullock en 2020, las empresas de su estado seguían teniendo problemas.

Nos deshicimos de las horas de operación, de los límites de capacidad. Nos deshicimos del mandato de la máscara en todo el estado. Pusimos protección contra demandas para empresas y organizaciones sin fines de lucro. Y ahora, como hemos abierto, los empleadores no pueden encontrar trabajadores. Es en todas las industrias. Los restaurantes tienen que cerrar durante días porque no encuentran cocineros o camareros.Dirigiéndose a los medios de comunicación, Gianforte dijo que debido a que el gobierno federal extendió los beneficios de desempleo debido a la pandemia, la gente tiene incentivos para quedarse en casa. Para cambiar ese escenario y conseguir que los montaneses vuelvan a trabajar, elaboró un nuevo plan.

Hemos tomado la decisión de renunciar al subsidio de desempleo complementario federal y sustituirlo por una prima de reinserción laboral.

Ahora, ofrece una bonificación de 1200 dólares a todo aquel que salga de las prestaciones de desempleo y encuentre un trabajo.

Esto va a ayudar a los empresarios. Y, honestamente, hay dignidad en el trabajo. Y también hay satisfacción en ser autosuficiente. Ayer tomamos esa decisión. Y estamos recibiendo una respuesta fenomenal de nuestra comunidad empresarial.

¡Qué maravilla! Quién iba a pensar que bloquear la economía del país a la fuerza y luego regar a los desempleados con dinero «gratis» respaldado por los contribuyentes produciría algo más que el caos.

Aunque el plan de Gianforte no es ideal, ya que los incentivos respaldados por el gobierno para que la gente vuelva a trabajar son innecesarios en un mercado verdaderamente libre, su razonamiento es correcto. Cuando se subvenciona algo, siempre se obtiene más de ello.

Nunca aprenden la lección
En 2013, bien entrado el segundo mandato del presidente Barack Obama, el Congreso amplió las prestaciones por desempleo de larga duración. Pero la prórroga finalizó a medida que avanzaba 2014. Lo que vimos fue un descenso significativo de la tasa de desempleo.

Como explica en este artículo el investigador asociado de Mises Randall G. Holcombe, cuando el gobierno paga a la gente para que siga en el paro, lo que obtenemos a cambio es más paro.

La tasa de paro de larga duración se disparó durante la recesión porque pagamos a la gente para que esté más tiempo en el paro.

No hace falta decir que esta lección se perdió en nuestros señores. Afortunadamente para la gente de Montana, su gobernador no está esperando un colapso económico total para revertir el curso.

Fuente