Logo preload
Menú
Ir arriba

Pese a que todo parece indicar que desde las Empresas Públicas de Medellín y la administración municipal en cabeza del alcalde Daniel Quintero, se hacen todos los esfuerzos para que los actuales constructores dejen de participar en la finalización de la megaobra de HidroIguango; se insiste en negar que se le quiera dejar esta etapa a los chinos.

Luego de las denuncias de Olga Lucía Arango, presidente del Sindicato de Profesionales de EPM, quien en agosto pasado dijo que se estarían dando los pasos para que sea la empresa Tree Gorges Corporation CTG, la que desde el 1 de enero de 2021 se encargue del 15% restante de la obra; desde la administración insisten en negar que esto sea cierto.

La CTG y su filial CWE South America co.

La CTG, es una empresa estatal China que en 1993 fue constituida por el estado comunista, para la construcción de la mas grande hidroeléctrica de ese país con el mismo nombre finalizada en el 2008 y que, tras su experiencia con esta obra, comenzó a vender sus servicios de construcción a diferentes países del mundo.

En Latinoamérica, aterrizó en varios países desde 2010 y la estatal china llegó en junio de 2018 a Chile con la compra del proyecto Rucalhue. Allí desarrolla de una central hidroeléctrica (de 90 MW) en la Región del Biobío. Para ello, se estableció en ese país bajo el nombre de “CWE China International Water and Electric Corporation”, compañía con la que pretende expandirse en Colombia y con la que pretende hacerse a la construcción final de HideroItuango.

El negocio de CWE South America

Pero el negocio de los Chinos no estaría en construir el final de la represa sino en obtener por unos buenos años, el control y explotación de la misma, emulando el negocio que realizaron en Chile con Rucalhue. El negocio de los chinos es poder invertir en la construcción aportando capital que le permita participar de la generación y la venta de energía por una buena cantidad de años, planteando planes de expansión de la represa, mejoras a futuro y un modelo de administración que les permita controlar la generación y comercialización de la energía.

El modelo ya lo han aplicado en Chile, Bolivia, Ecuador, Perú. Su orientación es el poder participar del negocio de la generación eléctrica en los países del tercer mundo, por eso tienen el dominio en casi toda África, gran parte de Asia y Suramérica. Entre los países en los que tiene negocios la CGT a través de su filial CWE, están: Hong Kong, India, Indonesia, Laos, Malasia, Pakistán, Nepal, Filipinas, Argelia, Burkina Faso, Camerún, Congo Brazzaville, Ghana, Guinea, Marruecos, Mali, Senegal, Túnez, Angola, Etiopia, Kenia, Mauricio, Sudán Uganda, Zambia, Bolivia, Chile, Ecuador, Perú, Kazajistán, Serbia y Hungría.

En sus boletines, la CWE, dice que en Colombia ya ha tenido inversión. Explica que como Grupo China Energy Engineering (CGGC), que es el nombre del grupo para el Mundo y que contiene a CWE, en América Latina trabaja desde 2010 y que ya cuenta con proyectos en Argentina, Ecuador, Colombia, Chile, Venezuela y Perú, y que ya ha firmado con ellos una veintena de proyectos de ingeniería por US$8.000 millones, según datos de la empresa.

En los mismos boletines hablan de haber tenido aportes importantes de inversión en obras como las de 2011 en Ecuador  en la central hidroeléctrica Sopladora, con una capacidad instalada de 487 megavatios, en Argentina dos centrales hidroeléctricas desarrolladas en colaboración con la empresa local Electroingeniería (Eling), con un valor total de US$4.600 millones.

En Perú, actualmente desarrollan el proyecto San Gabán III en el que directamente invierten un total de US$ 560 millones. CWE China International Water & Electric Corporation son los encargados de la construcción bajo el mismo modelo que pretenden para HidroItuango, y según el cronograma de actividades, el proyecto  hidroeléctrico en Perú, culminará el 31 de agosto del 2021, entrando en operación en setiembre de ese mismo año.

También en Perú, el gobierno de Martín Vizcarra, dio vía libre para que otra de las filiales de CTG, llamada China Yantze Power International CYPI, compre el 83,6% de la operación de la principal empresa de distribución de energía eléctrica, Luz del Sur, que hasta ahora estaba en manos de la norteamericana Sempra Energy Intenational Holdings, en una operación autorizada el pasado 23 de abril. CYPI es controlada por CTG y adscrita a CWE.

Los Estados Unidos tienen a CTG, CWE, y CGGC dentro de las empresas y grupos en observación por participar en la carrera armamentista, es mas, en algunos apartes de sus páginas explican que entre sus actividades de producción de energía, se encuentran la de explosivos.

Banca China ya financia a HidroIguango

En el primer boletín de marzo de 2018 de la Coalición Regional por la Transparencia y la Participación, titulado INVERSIÓN PÚBLICA Y FINANCIAMIENTO CHINO EN AMÉRICA LATINA: MEGAPROYECTOS, CONDICIONALIDADES E IMPACTOS. Se da cuenta de que HidroItuango ya viene siendo financiado por los Chinos en alguna medida. Según dice el informe: ”

La banca china llega principalmente a través de un fondo que administra la banca multilateral. Empresas Públicas de Medellín tomó un crédito de estructura A/B de 1.000 millones de dólares con BID Invest destinado a financiar parcialmente el proyecto hidroeléctrico Ituango. El préstamo incluye un tramo A de 300 millones de dólares del Grupo BID, más 50 millones de dólares del fondo de cofinanciamiento del Gobierno de China administrado por BID y coordinado por el Banco Popular de China. El tramo B del financiamiento compromete 650 millones de dólares aportados por inversionistas institucionales y bancos internacionales como el Banco Industrial y Comercial de China, aunque se desconoce el monto aportado por esta entidad. El proyecto ha sido cuestionado por la sociedad civil colombiana por los impactos y violaciones a los derechos humanos que ha causado, al tratarse de la central hidroeléctrica en construcción más grande del país. (Ver documento abajo al final)

Es de recordar, que este crédito fue el que el BID Invest, le suspendió el desembolso a EPM por un valor aproximado de 409 millones de dólares, de los 1.100 autorizados en el préstamo. Este sería el segundo desembolso que financiaría la obra durante el 2021 y el tercer desembolso se daría para el 2022 para financiar la entrada en operación al 100% y la finalización de la obra. Como este crédito en el que participa la banca china es gestionado por el BID y su división  BID Invest que agrupa a banca de diferentes partes del mundo, lo que CWE, estaría planteando, es remplazar esta inversión de manera directa, a cambio de la finalización de la obra y unos años de operación de la hidroeléctrica de Ituango.

El preacuerdo CWE – EPM

Según una fuente en Chile, la propuesta a EPM, se estableció justo allí, en Antofagasta, en donde EPM tiene uno de sus negocios y dice que avanzan en la propuesta, sobre un preacuerdo que está listo para la firma y del que esperan tener buenas noticias en las próximas semanas.

Las fuente asegura que ya existe un preacuerdo para la firma en manos de EPM y que estarían analizando. Este acuerdo tiene un tiempo para poder generar la logística y poder asumir el proyecto. Lo que más ha complicado el tema, ha sido la pandemia que ha impedido que los chinos puedan viajar hasta la ciudad de Medellín desde Chile.

La presidente de China International Water and Electic, filial de la CGT, Li Li, ha explicado en medios internacionales su interés desde el 2018 de llegar a Colombia y habría sostenido varios encuentros con los directivos de la empresa, China Harbour Engineering Company Limited (CHEC), para conocer más del país y sus políticas con miras a lograr ingresar al país. Según se asegura desde Chile, se utilizó el puente a través de Antofagasta entre sus primeros contactos con EPM, contactos que han dado frutos y en medio del mayor sigilo y ya se negocia directamente en Medellín, donde se cree, ya tienen un borrador de la propuesta.

Historia desde el 2012 y con fuerza en el 2014

Los primeros encuentros entre  CWE Sur América y Colombia, se dieron gracias a las labores de la exembajadora en China, la caldense Carmenza Jaramillo, quien con el aval de la excanciller Maria Ángela Holguín y su equipo, facilitó los primeros encuentros con el presidente de CWE en Sur América, desde el 2014, como parte de los acuerdos iniciales tras la visita de Juan Manuel Santos a China en 2012. Desde entonces comenzaron los acercamientos y se ofreció a EPM y a HidroIguango.

Para ese momento, la misma cancillería en el boletín No. 9 de la embajada de Colombia en China, registraba los encuentros así:

La Embajadora Carmenza Jaramillo recibió al Presidente de CWE South America Co. Sr. WANG Jianfeng y su equipo. CWE South America Co. es filial 100% de China Three Gorges Corp. (CTG), jugador No.1 de energía limpia en China. Actualmente, CTG está buscando oportunidades de inversión en proyectos de generación hidroeléctrica. El Sr. WANG expresó su interés en que a través de la Embajada y su Oficina Comercial se recomienden potenciales socios locales y se identifiquen más proyectos de generación hidroeléctrica en Colombia, en los que CWE pueda invertir. (Ver Boletín No. 9 Embajada China)

Exembajadora en China, Carmenza Jaramillo y Presidente de CWE South America Co. Wang Jianfeng

La versión chilena tiene correspondencia con lo dicho por la presidente de SINPRO en agosto y pese a que la administración municipal y EPM continuan insistiendo en que no se le entregará la obra de EPM a los chinos, es claro que las relaciones con los contratistas constructores de CCC, no va por buen camino y estos contratos están en riesgo de no renovarse el 31 de diciembre de este año, fecha en que caducan.

No obstante, la información existente es fragmentada, el secretismo y el negacionismo es absoluto y solo se encuentran coincidencias entre las denuncias de SINPRO y las fuentes  en Chile, que la filial de Tree Gorges Corporation CTG, sería a través de laque los chino quieren hacerse con el negocio de HidroItuango.

Pero la relación no es nueva. Justo para las época de la visita de Juan Manuel Santos a China, ya se había hecho una propuesta a EPM para que el negocio fuera en parte de ellos, para entonces, ofrecieron desde financiación hasta la participación en el negocio de la construcción, de acuerdo con lo hablado con el expresidente. Al parecer, esa propuesta nace de una sugerencia de Santos.

Es importante, en este punto de la historia, recordar, que Tree Gorges Corporation, entonces, intentó entrar al negocio de HidroItuango. Cuando se abría el proyecto en el 2012, la compañía china, estuvo dentro de las siete empresas preseleccionadas para llevarse el contrato de construcción, operación y mantenimiento de la hidroeléctrica de Ituango, junto con Consorcio Kepco, Electrobrás, Odebrecht, Constructora Andrade Gutiérrez, Construções e Comércio Camargo Corrêa y EPM. Otra coincidencia de fechas, lugar y proceso.

Desde entonces, los chinos, nunca han dejado de pensar en el proyecto y este sería un nuevo intento de poder ser protagonistas.

Relaciones China – Colombia

China y Colombia sostienen relaciones comerciales desde hace 40 años. En la actualidad, la inversión China en nuestro país, representa el 13% del total que tiene invertido en Latinoamérica. El principal destino de su inversión es México con el 63% y en Suramérica, solo Perú tiene el 14% mientras que Chile tiene el 10% del total de la inversión.

En Antioquia, los chinos hacen presencia comercial e industrial con Huawei Technologies, con una inversión en el departamento de $74,8 Millones de dólares  y la generación de 410 empleos entre el 2010 y el 2019; y con Orofino Gold, una mina de oro ubicada en el municipio de Buriticá, en la que invierten 9,8 millones de dólares y generan 37 empleos directos desde el 2011.

En el país, China tiene actualmente, 20 proyectos en los que invierte en total $306.7 millones de dólares generan 2.200 empleos directos en Bogotá, Medellin, Barranquilla, Cali, y Puerto Gaitán. Entre los negocios se tiene desde tecnología ambiental, automotores, comunicaciones y tecnología, software, transporte, logística, farmacéutica, y la mas reciente, la inversión por 7,3 millones de dólares en Puerto Gaitán donde se desarrolla un proyecto de Energía Renovable.

Vargas Lleras, quien estaría detrás del preacuerdo

Según las chilenas, en el proceso de puente de conversaciones entre la CWE y EPM, estaría la participación del llamado ‘Rey de la Infrestructura’ en el país, es decir el exvicepresidente Germán Vargas Lleras, lo que vuelve a ser coincidencia por su activa y repentina preocupación por EPM y su defensa a las acciones de Daniel Quintero y EPM, con la llamada conciliación con miras de denuncia a los contratistas constructores actuales por 9,9 billones de pesos y su crítica contra la antigua junta y la pasada administración.

Vargas Lleras, según recuerdan las fuentes de CWE en Chile, sostuvieron varios encuentros en la sede de la embajada de China en Bogotá, en donde se hizo una presentación detallada de las maneras como podrían sumarse los proyectos. Los encuentros, al prever, fueron varios, e indican que deben estar registrados en los libros de visitas de la embajada y en el historial de la vicepresidencia en donde se discutieron varios proyectos de la posibilidad de inversión china en Colombia, entre ellos el Metro de Bogotá, el tren regional de Cundinamarca, la reactivación de la red férrea colombiana, el dragado de ríos, un posible Canal por el Atrato y hasta nuevas carreteras, túneles y puertos, según detallan las fuentes.

Entre los acercamientos con China, dicen que Vargas Lleras sostuvo encuentros con Wang Jianfen el entonces presidente para Sur América de CWE. Según las fuentes, el tema fue puntual: la generación eléctrica, limpia y sostenible, así como la creación de áreas con paneles solares, sistemas eólicos. En el cruce de presentaciones, se detallaría por parte de Vargas Lleras, entre otros, a EPM y los desarrollos energéticos de Ecopetrol en los llanos orientales. También recuerdan que las conversaciones se frenaron por el fantasma de Odebrecht, tema que, para entonces, tomó relevancia latinoamericana. También enfatiza que todo estaba en el marco de la búsqueda de traer la inversión china al país.

Justo en el año 2014, cuando la diplomacia china y colombiana más esfuerzo realizaron para unirse en proyectos, fue cuando el propio Li Yuanchao, vicepresidente de la República Popular China, celebró la llegada de Vargas Lleras a la Vicepresidencia, augurando el éxito de la cooperación comercial entre los dos países.

¿Coincidencias?

Al momento todo son coincidencias y ninguna certeza. Desde IFMNOTICIAS, de manera responsable, no damos ninguna de las versiones como ciertas y tampoco como falsas; pero llaman la atención tantas coincidencias.

Cuando se tira de la cuerda, se generan más preguntas sobre qué hay detrás de todo esto y sobre ese negacionismo a las denuncias de SINPRO. Y mientras las dudas crecen con respecto al futuro de HidroIguango, cuando se está a menos de 4 meses que finalicen los contratos; las respuestas siguen faltando, en medio de una crisis que debilita la confianza de la ciudadanía y la empresa joya de la corona.

Una frase popular muy utilizada en Antioquia, dice que “cuando el río suena” piedras lleva” y estos rumores parecen llevar rocas de gran tamaño de un multimillonario negocio, que en dos años, le estaría vendiendo al país el 17% del total de la energía requerida, una cantidad nada despreciable que asegura, no solo la recuperación de la inversión hecha sino además, la recuperación de las pérdidas por la contingencia en tiempos récord.

Avance de HidroItuango

En la actualidad, la obra avanza por encima del 80%. Según los constructores actuales y el reporte de la misma EPM, la represa de HidroIguango estaría en funcionamiento para el primer semestre del 2021 con un primer generador y se irían incorporando uno a uno, los nuevos generadores en la medida que estén listos, para entrar  a operar plenamente en un 100% para el 2022. Eso significa que para el julio del 2021 ya deberá estar facturando sus primeras ventas de energía al país.

Hay que recordar, que la composición accionaria de la represa está dividida de la siguiente manera, según lo archivos de EPM para el año 2011 y en ese orden están los intereses para que el proyecto salga adelante:

  • Instituto para el Desarrollo de Antioquia (IDEA)  50,741261%
  • Empresas Públicas de Medellín E.S.P.  46,331992%
  • Departamento de Antioquia 2,145808%
  • Central Hidroeléctrica de Caldas S.A. E.S.P. (CHEC)  0,142780%
  • La Nación 0,077244%
  • Financiera Energética Nacional S.A. (FEN)  0,035920%
  • Accionistas Minoritarios  0,524995%

Una de las curiosidades que también genera inquietud, es el silencio, en medio de esta crisis, por parte de la Gobernación de Antioquia, la mayor accionista de la Hidoeléctrica y del IDEA, como la entidad que en nombre de la administración departamental, tiene los mayores intereses en la obra. Es bueno recordar, el papel activo que en medio de la contingencia, tuvo el Gobernador del momento, Luis Pérez Gutiérrez y cómo desde la Gobernación, se hizo escuchar en su papel de propietario de la Represa. No obstante, en medio de todo esta nueva crisis, poco o nada se ha dicho desde la administración departamental ni desde el IDEA.

Entre tanto, Daniel Quintero, continúa echando leña al fuego al tema de la actual crisis de EPM con trinos y comentarios que nada bien le hacen al manejo de la crisis y por el contrario, sólo polariza la opinión. Ahora  se viene en el Concejo de Medellín, la búsqueda de ampliar el objeto social del ente autónomo que incluiría temas de turismo, BigData, entre otros y que se revelarán a partir de octubre.

En este sentido, sin que todavía se haya comenzado la discusión, ya la Administración de Quintero busca la manera de asegurar mayorías en el Concejo y sin saber desde dónde, se ha iniciado una campaña negra en contra del tejido empresarial antioqueño encabezado en el GEA, así como a las veedurías y los medios de comunicación críticos a la administración; otra coincidencia.

Lo que ha dicho Daniel Quintero

En la negación de las supuestas conversaciones con los Chinos, en la cabeza está el Alcalde de Medellín, Daniel Quintero, quien en una extensa entrevista que el Canal Caracol en su espacio de noticias de las 7 de la mañana el 7 de septiembre, le hizo bajo el título “A dos Fuegos”, y para lo que el propio alcalde viajó hasta la capital; respondió negativamente a la pregunta indicando que forma parte de las mentiras que se han inventado para que los contratistas no sean demandados y que los organismos de control no investiguen.

No obstante, en otra entrevista, dos días después, esta vez a Blu Radio, sí dejó la puerta abierta. Al ser preguntado por la posibilidad de que los chinos asumieran el proyecto de HidroIguango a partir del mes de enero del 2021, el alcalde de Medellín respondió que “Ojalá no haya un cambio de constructor, pero en caso de que eso ocurra, que insisto en que no lo pretendemos, nosotros lo que estamos haciendo es echándole ojo al proyecto día y noche, para que lo hagan bien. Pero si ellos (los constructores) resultaran tomando la decisión de retirarse, EPM tiene que contratar a otras personas”.

En la misma entrevista y a otra de las preguntas sobre si deja abierta la puerta a la llegada de los chinos, anotó que “esa decisión no la toma el presidente de la junta de EPM. La línea que hemos mantenido es la de buscar la vía más corta posible para producir energía y esa línea es que sean estos mismos consorcios los que terminen la obra, pero como podría ocurrir que se retiren, también existen otras alternativas”. En esa oportunidad, el alcalde no confirmó ni desvirtuó los rumores de que empresas chinas podrían ser un plan B para terminar Hidroituango.

Lo que dice el Gerente de EPM

En diálogo por IFMNOTICIAS, el gerente de las Empresas Públicas de Medellín, Alvaro Guillermo Rendón, también negó la versión de las conversaciones con empresas chinas y fue más allá, indicó que el preacuerdo no existe, aunque hizo la salvedad, de que al menos él no lo ha tramitad0 ni lo ha ordenado, en caso tal de que este exista y que alguien lo haya hecho, pero lo que compete a él como gerente y como versión oficial de la empresa, no lo conocen y lo niegan.

Indicó que “si han hablado con alguien, quién sabe con quien y con ánimo de qué; pero ni en la mesa, ni en ningún comité, ni en gerencia, ni en núcleo ni en técnico, se ha hablado para que vengan a hacer nada. Entonces habría que preguntar con qué ánimo lo hacen?”

Igualmente Rendón dijo que de existir algún contacto con los Chinos, sería por un contrato menor, un repuesto o algo que se haya tramitado, pero en ningún caso, un preacuerdo para entregar las obras de HidroItuango para su finalización.

El gerente de EPM, le aseguró a IFMNOTICIAS, que “el plan a, b y c de la empresa, es continuar con los contratistas que hay hasta el final de la obra” y aclaró que lo que hay con ellos es una conciliación que él mismo propuso y no una demanda. Explicó que se trata de llegar a un acuerdo y que no se ha hablado de demanda por parte de EPM.

Si bien las palabras de Rendón en ese sentido reflejan la posición conciliadora de EPM, otra cosa es la actitud del alcalde, quien insiste, en hablar de demanda y de hacer que los contratistas CCC, a quienes ha calificado de “los más corruptos” paguen los 9,9 billones mientras alimenta una ‘guerra’ entre el empresariado, el tejido social de Medellín y la administración municipal con señalamientos, insultos que crecen la tensión.

Al respecto, Rendón busca bajarle el tono a la discusión y atribuye a que esto pasará con el tiempo mientras recuerda que EPM es una empresa y que el alcalde es el presidente de la Junta, en un intento por hacer énfasis en la separación de las funciones; es decir, EPM no es la alcaldía aunque pertenezca a ella.

Sobre el estado financiero de EPM y el no desembolso del crédito de la banca internacional gestionado por BID Invest, dice que no obstante a ello, la obra está asegurada en su financiación y que tanto EPM como HidroItuango, gozan de buena salud financiera. Precisó que cuando el alcalde dijo que en la pasada administración de Federico Gutiérrez, EPM iba hacia la quiebra, fue una mala interpretación de lo dicho por Quintero, quien se refería a “que si EPM continuaba así, podría ir hacia la quiebra” pero que nunca ha estado en riesgo.

Así pues, Álvaro Guillermo Rendón en su función como gerente, desvirtuó las denuncias de SINPRO y las versiones de las fuentes en Chile, que dan cuenta de un preacuerdo.

En medio de las versiones encontradas y El Rosario de coincidencias, quedan en el ambiente, las preguntas que sólo el tiempo permitirá responder.

Fuente