Logo preload
Menú
Ir arriba

Un portavoz de la plataforma de videos ,Youtube, afirmó que la medida busca sacar los contenidos asociados a “teorías conspirativas” que contradigan a la narrativa oficial de las autoridades locales y a la OMS. Durante el último miércoles, YouTube confirmó que eliminará videos que difundan información errónea sobre las vacunas para tratar la COVID-19.

La nueva política se aplica a los clips con contenido que contradiga el “consenso de expertos” y de la información que suministren las autoridades sanitarias locales y la Organización Mundial de la Salud (OMS), reseñó el portal Bloomberg.

El material que sacará YouTubede su plataforma incluye las afirmaciones de que las vacunas COVID-19 matarán a las personas o causarán infertilidad. Asimismo, las que informen sobre supuestos implantes de microchips en las personas que reciben los tratamientos, detalló la compañía.

Otros contenidos que serán eliminados son aquellos que difundan el rumor de que Bill Gates planea inyectar chips en cada persona vacunada.

El cambio obedece a una lista de nuevas políticas en torno a la información de salud pública del servicio de video masivo de Google, en el que mensajes que cuestionan la eficacia de las vacunas han estado en línea durante años.

Un portavoz de YouTube destacó que la nueva regla no se aplicará a los videos sobre vacunas para otras enfermedades.

Hasta la fecha, la plataforma ya ha sacado 200.000 videos que rompieron la regla por disputar la existencia de la enfermedad.

El martes 13 de octubre, la red social Facebook anunció que realizó cambios en su política interna para prohibir los anuncios que desmotiven a la gente a vacunarse durante la pandemia de COVID-19, una medida dirigida a “eliminar informaciones falsas” de mano con los factcheker que en su gran mayoría son financiadas por la Open Society de George Soros puesto que según la medida estas informaciones puedan dificultar el trabajo de los organismos de salud pública.

“Nuestro objetivo es ayudar a que los mensajes sobre la seguridad y la eficacia de las vacunas lleguen a un grupo amplio de la población, a la vez que prohibimos los anuncios con información falsa que puedan dañar los esfuerzos de salud pública”, señaló la empresa en un comunicado.

Fuente: La República