Logo preload
Menú
Ir arriba

El candidato demócrata no fue capaz de condenar el caos que la organización Antifa ha creado en varias ciudades estadounidenses aprovechándose de supuestas protestas con pedidos de justicia racial.

Redacción | Primer Informe

Aunque el primer debate entre el presidente Donald Trump y su oponente Joe Biden fue muy accidentado, dejó claro las posturas que separan a los dos candidatos.

El careo puso en evidencia al ex vicepresidente de Obama, quien no fue capaz de sostener abiertamente las propuestas de ala de la extrema izquierda de su partido.

Biden tiene el respaldo de esa plataforma y en otros espacios ha defendido ideas como la de prohibir el uso de combustibles fósiles.null

Trump, quien también cae en contradicciones en su discurso, es más transparente al mantener una postura abiertamente alienada, en su mayor parte, con las ideas del conservadurismo del partido Republicano.

Apoyo a la agenda climática

Al ser cuestionado sobre las políticas para mitigar el calentamiento global, Biden habló de la climatización de los edificios y un mayor uso de vehículos eléctricos.

“Podemos llegar a cero neto en términos de producción de energía para 2035”, dijo el ex vicepresidente.

La propuesta se escucha casi exactamente igual que el «Green New Deal», que promueven los socialistas Bernie Sanders y Alexandria Ocasio-Cortez. Biden, sin embargo, tomó distancia de esa iniciativa  y dijo que no la apoyaba.

El demócrata insistió que Estados Unidos debe volver al Acuerdo de París, para lograr avances significativos en la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero.

De acuerdo con «Antifa»

Otro tema en que Trump presionó a Biden para que tomara una postura fue sobre el estado de derecho y la seguridad ciudadana, en referencia a las violentas protestas que han sido recibidas con beneplácito por los líderes demócratas en diferentes ciudades del país.

Biden rechazó apoyar el Green New Deal, iniciativa del ala más radical de la izquierda dentro del partido Demócrata, pero en su exposición detalló acciones que se asemejan de manera significativa a esa propuesta.

Trump habló sobre los disturbios y dijo: «La gente de este país quiere y exige ley y orden y tienes miedo de decirlo«, dijo Trump. Solo ante la insistencia del presidente, Biden dijo que estaba a favor de la ley y el orden.

Pero unos instantes después defendió al grupo Antifa, al que desestimó como una organización peligrosa y advirtió que se trataba solo de «una idea«.null

Cuando el moderador pidió debatir sobre temas raciales, le preguntó a Trump sobre su orden ejecutiva para detener el entrenamiento en Teoría Crítica de la Raza en el Gobierno Federal.null

Esa teoría promueve la creencia de que una persona obtiene automáticamente ventajas o desventajas por motivos de raza. “Lo terminé porque es racista», dijo Trump.

«Le estábamos pagando a la gente cientos de miles de dólares para enseñar ideas realmente malas e ideas realmente enfermas. Realmente, le estaban enseñando a la gente que nuestro país es un lugar horrible, es un lugar racista y le estaban enseñando a la gente a odiar nuestro país y no voy a permitir que eso suceda«, agregó el presidente.

Biden, por el contrario, insistió en que era necesaria esa sensibilización racial en los funcionarios al servicio del gobierno.

Medicina socialista

Trump acusó a Biden de respaldar una política de medicina socializada. «Su partido quiere ir a la medicina socialista», dijo el presidente. Biden respondió que sus oponentes primarios demócratas lo atacaron precisamente por eso, por no apoyar un plan Medicare para Todos.

Biden antes había usado el argumento de la salud para rechazar a la nominada por Trump, la jueza Amy Coney Barret, para llenar la vacante en la Corte Suprema.

«Parece una persona muy buena, pero antes de subir al estrado escribió que cree que la Ley de Cuidado de Salud a Bajo Precio no es constitucional», dijo Biden.

Respecto a la nominación, Trump defendió su postura. «Las elecciones tienen consecuencias… Un presidente es elegido por cuatro años». Añadió que su nominada «va a ser tan buena como cualquiera que haya servido» en la Corte.

El moderador le planteó a Biden que algunos demócratas han pedido poner fin al obstruccionismo de la minoría en el Senado y llenar la Corte Suprema de jueces liberales adicionales, si el partido ganan la presidencia y el Senado. Pero el ex vicepresidente se negó a responder.

Con información de The Daily Signal. / Fuente